Programa 172 Acuerdo de alto nivel científico entre Institutos de la Argentina e Israel.

febrero 28th, 2008

El Instituto Leloir renovó una relación de complementación científica con el prestigioso Centro Weizmann, de Israel. Dicho vínculo, vale recordar, lo inició en 1985 nuestro calificado científico, premio Nobel 1970. Los Doctores Armando Parodi e Ilan Chet rubricaron, en Buenos Aires, proyectos para desarrollos biotecnológicos en el área de la salud. Durante el acto quedó claro que las ventajas económicas de las investigaciones no sólo potencian la capacidad profesional y tecnológica al servicio de la gente, sino que sirven a los países donde los Institutos hacen su tarea. Parodi aclaró que el Centro que preside tiene su fuerte en las ciencias biológicas, y que su alta performance ha hecho posible este nuevo acuerdo con uno de los tres Institutos más calificados en el mundo, según la revista Science. Nuestro científico habló también del Centro Weizman como un referente en el tema patentes, y en su participación en el mercado, abriendo posibilidades de negocios. El propio Instituto Leloir ha presentado la empresa Inis – Biotech, con la cual las investigaciones posibilitarían licencias así como patentar el resultado del saber científico. Lo sucedido con la técnica creada por César Milstein –que le significó el Nobel- fue un claro ejemplo de las derivaciones de un conocimiento capaz de dar frutos a la sociedad académica y a la sociedad en general.

Please clic “more” to see full program, photographs and audio.

Dos Institutos científicos de alto nivel reafirman sus vínculos. La relación iniciada por Leloir en 1985 se afianza con nuevos acuerdos. Anfitrión,en Bs.As.,el Dr.Parodi habló de Investigación y Desarrollo económico.

El Instituto Weizmann está al mismo nivel científico que el MIT y Harvard,publicó Science. Ilan Chet,presidente del Instituto Weizmann habló de combinar ciencia e industria. La firma del acuerdo sobre temas biotecnológicos:Chet y Parodi.

Chet dijo a su turno que lo beneficioso para cada Instituto lo es para el país respectivo. El Dr.Podhajcer,del Inst.Leloir presentó al Dr.Chet y recordó que trabajó en el Inst.Weizmann El Dr.A.Díaz es gerente en Inis Biotech,del Inst.Leloir y habló de las patentes.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.

LA CIENCIA ARGENTINA EN LA VIDRIERA

La cooperación entre países es crucial en ciencia..(ráfaga)..En nuestro caso interesa un acuerdo renovado por la Fundación Instituto Leloir…“Quiero agradecer al Instituto Weizmann de Israel y a su Presidente, el Dr. Ilan Chet por habernos seleccionado para seguir adelante”… con una relación iniciada en 1985 por el propio Dr. Luis Leloir. Lo evocó, en Bs.As, su actual Presidente, Dr. Armando Parodi..(ráfaga)..Recordó que entre ambos Institutos siempre hubo coincidencias en las etapas que van…”de la investigación básica al desarrollo económico”… Y en particular, hoy, para…”emprender desarrollos biotecnológicos comunes acá en la Argentina para beneficio de toda nuestra comunidad”…. Los doctores Chet y Parodi dijeron que los avances biotecnológicos…”representan un beneficio no sólo para los Institutos que los desarrollan, el Weizmann o el Leloir potencialmente, sino también para los países”… Y citó…”una frase tradicional en la historia de la economía que decía que lo que es beneficioso para General Motors es beneficioso para los Estados Unidos”… Entonces…”Parafraseando ese dicho, podemos decir que lo que es beneficioso para el I. Weizmann o el I. Leloir es beneficioso para Israel y para la Argentina. Para la actividad privada y el desarrollo económico”… Parodi dijo que a diferencia del Inst. Weizmann -que investiga diferentes ciencias- el Leloir lo hace en biología…”Grupos que trabajan en neuro-biología, en función y diferenciación celular, terapia génica, biología estructural, oncología, enfermedades de origen parasitario –microbiano y viral-, en biología vegetal”… Esto es…”una gama muy amplia en la investigación en ciencias biológicas”… Parodi citó cambios en el Instituto Leloir, y enumeró…”Tenemos 21 Grupos de investigación, 770 investigadores, tenemos la biblioteca más completa de Latinoamérica en ciencias biomédicas”… y reconocido nivel científico..(ráfaga)..Parodi subrayó el orgullo de tener acuerdos con el Inst. Weizmann. Basta decir que, en 2005, la Revista Science lo ubicó en una terna de “vanguardia de la ciencia mundial”, junto al MIT y a Harvard..(ráfaga)..También se habló del tema patentes. Y dijo que es un cambio que inspiró el Inst. Weizmann…”En realidad lo que tenemos que ver dónde está la combinación de la ciencia y la comercialización de la ciencia”… alertó, traductora mediante, Ilan Chet. Y añadió…”el Dr. Parodi lo mencionó también. Y de hecho en el Inst., nosotros, todos los años, desarrollamos unas 70 patentes, junto con varias compañías”… Algo…”muy importante para el futuro de Israel y por supuesto para el futuro de países como argentina”… En una ronda de preguntas, Ilan Chet contó…”tenemos una empresa totalmente propiedad del Inst., y tenemos abogados en desarrollos de negocios y gente de mercado, y registramos patentes a nombre del Instituto. El inventor siempre es el investigador”… El nombre de la empresa es JEDA..”Sobre todo, patenta. Patenta muchísimo, al mercado internacional. Ya tienen 50 años. Entonces hay como un modelo que nosotros seguimos”… relató el Dr. Alberto Díaz…”En este momento soy Gerente de una empresa que se llama Inis-Biotech, que es la empresa creada en el Instituto Leloir para transferir a la sociedad en general, a la industria, a la producción en especial, los resultados de la investigación que se hace en el Instituto”… Este nuevo eje centrado en registrar patentes…”nos permite, por un lado, tener ese poder que es tener este conocimiento asegurado, que uno puede licenciar, o vender acá o en el exterior, o generar una empresa a partir de esa patente”… Se trata de una ecuación donde el conocimiento implica mucho dinero, cuya contracara ejemplificó el Dr. Parodi…”Un caso clásico, que nos toca de cerca, es el de César Milstein, que obtuvo el Premio Nobel por la técnica para obtener anticuerpos monoclonales. Cuando publicó sus trabajos en la Revista Nature en 1975”… no pensó en patentarla. 30 años después, apareció…”en la primera plana del New York Times la donación de un investigador de la New York University hacia la Universidad”… de 100 millones de dólares, por ganancias surgidas de patentar años antes…”un anticuerpo monoclonal contra la Necrosis Factor Alfa”… Y graficó Armando Parodi…”la persona que desarrolló la técnica, Milstein, 25, 20 años antes, ni se le había ocurrido patentarla. Ha habido un cambio de mentalidad”… Sobre el que se trabaja en el Instituto Leloir, inspirado en el prestigioso Instituto Científico Weizmann.

LA CIENCIA ARGENTINA EN LA VIDRIERA

Entry Filed under: Programas

3 Comments Add your own

Leave a Comment

Required

Required, hidden

Some HTML allowed:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed