Programa 59 – Diferentes ópticas sobre el éxito o fracaso de nuestra ciencia.

mayo 29th, 2005

Lo que para muchos es el gran éxito de nuestra ciencia hay quienes lo ven como un fracaso. Esto sucede porque no mira nuestros problemas.
La doctora Sara Rietti insiste en construir una política científica que forme gente que pueda pensar un proyecto de país y así resolver nuestros problemas; que contribuya también a nuestra educación y sirva para nuestra producción y desarrollo social. Dice que aquí falta un pensamiento contestatario capaz de interrogarse sobre algunas producciones científicas, aspecto que sí se da en los países desarrollados. Evoca con nostalgia la Universidad de los años 60 y sus nombres emblemáticos. Y lamenta los violentos episodios de 1966 y 1976 para el país todo y el pensamiento libre: “no se puede hacer ciencia donde hay terror”. Y como participante de la Red de Género y Ciencia, cree en la fuerza nueva de la mujer para cambiar nuestra civilización.

Hombres y mujeres difieren a la hora de hacer ciencia, dice Rietti. Hay que trabajar por una política científica que resuelva nuestros problemas. Hay que formar gente que piense un proyecto de país, aconseja Rietti.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.

…….cortina…….LA CIENCIA ARGENTINA EN LA VIDRIERA……cortina….

La llamada “fuga de cerebros” le sirvió a nuestra entrevistada para contarnos una de sus convicciones profundas…“lo que alguna gente considera un gran éxito de nuestra ciencia para mí es el gran fracaso de nuestra ciencia”… porque los trabajos y publicaciones de nuestros científicos responden a intereses y demandas del Primer Mundo. Así las cosas..“los educamos nosotros y se van para allí. Si nosotros no hacemos una política científico-tecnológica propia, eso va a suceder siempre”… nos advirtió Sara Rietti, Doctora en Química, ex – investigadora, docente, y Coordinadora Académica de la Maestría de Política y Gestión de la C y la T, del Centro de Estudios Avanzados de la UBA…(ráfaga)…
Rietti aseguró que el país debe tener una política científica capaz de formar gente que contribuya con su pensamiento y desarrollo a consolidar un proyecto de país, porque si…“el primer mundo hace buena ciencia para el primer mundo”… una nación periférica debe dirigir su mirada hacia sus propios problemas…“y si el proyecto de país es un proyecto de producción con valor agregado y de conservar a nuestra gente. Y hacer una ciencia que sirva para nuestra producción, para nuestro desarrollo social. Para una salud acorde con nuestras necesidades. Para una ciencia que contribuya a nuestra educación”… se estará trabajando por un rumbo acertado de inclusión social…(ráfaga)…Convencida de que la ciencia y la tecnología no son algo neutral; de la necesidad de democratizar el conocimiento; y de la importancia de alentar un pensamiento alternativo, la doctora Rietti lamentó, sin embargo, que tengamos…“poco pensamiento contestatario. Hay mucha gente en el primer mundo que se pregunta sobre la legitimidad de algunas producciones científicas. Está todo el terreno de la bioética, de ciencia, desarrollo, pobreza, educación. Hay mucho más pensamiento contestatario en el Primer Mundo que en nuestro Tercer Mundo”… Rietti explicó que esto no es casual…“en EEUU en ese sentido la Universidad es de pensamiento muy libre. En Inglaterra también. En Europa en general. En la Argentina tenemos siempre algunos resabios un poco fascistoides, no?”… que se expresaron en la Noche de los Bastones Largos, en 1966, como respuesta violenta a un proyecto nacional que se dio en Ciencias Exactas desde fines de los 50…“ haciendo ciencia, pero también pensando en alternativas, cuestionando. Es decir, construyendo una ciencia, parece mala palabra, una ciencia nacional”… coincidente con algunos investigadores de Brasil, Chile, Uruguay y Perú en lo que se llamó el pensamiento latinoamericano sobre C, T y Sociedad…“no porque íbamos a cambiar los principios de la física o de la química, o la tabla de Mendeleiev, sino porque estábamos tratando de producir el momento más importante de la ciencia que es cuando uno hace la pregunta”… La doctora Rietti recordó que en los años 60 había una columna vertebral entre Exactas y Filosofía. Se salía de la Facultad…“y bueno. Aprendíamos de los historiadores, de los filósofos. Y ellos aprendían de nuestros matemáticos, con Klimovsky, Bunge, Sadosky…Y ahora yo encuentro como un perfil muy reduccionista. Lo que importa es tener muchos paper. Puede que yo me equivoque, pero no es el camino”… Rietti habló del alto nivel académico de aquellos años, con reconocimiento internacional. Nombró figuras emblemáticas como Varsavsky, Amilcar Herrera, Jorge Sábato y su admirado Manuel Sadosky, con quien colaboraría cuando en 1983 asumió como Secretario de C y T, y en los 60 introdujo la computación para problemas locales…“en seguida se empezó a trabajar para grandes empresas nacionales, se hicieron modelos”… Rietti contó luego la triste noche del 66 cuando un policía gritó..“no quiero ver un estudiante en este campo, que era el campus de Ciudad Universitaria. Bueno, es lo que ellos querían. Una universidad sin estudiantes, sin profesores, limpia, prolija”… Aunque todavía faltaba lo peor, el 24 de marzo de 1976. Porque…“uno puede discutir si ciencia y, ciencia más compleja o menos compleja, pero lo que es seguro que no se hace ciencia ni ninguna manifestación intelectual donde hay terror”… Y confesó que no se sale fácilmente de él. Explicó que vuelta la democracia, en 1983, llevó tiempo pensar libremente otra vez..“podíamos pensar íntimamente, pero yo le digo, yo tardé mucho en volver a hablar, porque la democracia no se instala por decreto”… Rietti lamentó que más tarde, en los años que calificó como “œfiesta neoliberal”, la universidad no se esforzara en difundir a la ciudadanía una alfabetización con contenidos propios sobre la actual sociedad técnico-científica. Y, por contraste, evocó los años 60 cuando..“la ciencia se ponía a la cabeza del pensamiento político, cuestionando”… Pero citó una excepción reciente, que -interpretó- no llegó de las ciencias duras sino de la economía…“en realidad el movimiento más alternativo que nosotros tuvimos en la UBA, que se plegaron otros grupos, fue respecto a la economía y fue el Plan Fénix”… La doctora Rietti participa además de la Red Género y Ciencia, convencida que hay características que distinguen a hombres y mujeres también a la hora de pensar y hacer ciencia. Y después de hablar del fracaso del estilo masculino, capaz de poner en riesgo la vida en nuestro planeta, Sara Rietti dijo creer en el compromiso de la mujer…“una fuerza nueva, que mi gran expectativa es que pueda ayudar a cambiar el curso de esta civilización”…

…….cortina……LA CIENCIA ARGENTINA EN LA VIDRIERA….cortina…….

Entry Filed under: Programas

1 Comment Add your own

Leave a Comment

Required

Required, hidden

Some HTML allowed:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed