Entradas de archivo para febrero, 2005

Programa 46 – Importante financiación de proyectos hecha por una agencia científica local.

Una agencia científica estatal financia proyectos competitivos para empresas que desean mejorar su perfil en el mercado local y del exterior.
Su presidente, el doctor Lino Barañao, reseña la ayuda que brindan dos fondos: el Foncyt y el Fontar destinados a la generación de conocimientos, y a incrementar la productividad o competitividad de las empresas, respectivamente. También trabaja con la Fundación Export-Ar para vincular empresas locales con otras del exterior. Se busca, además, crear centros de excelencia con buen equipamiento y consolidar empresas de base tecnológica. Otra idea es la capacitación de los profesionales para que puedan crear sus propias empresas. La Agencia financia, además, costos de patentamiento. Y dice que si en el pasado las fronteras cuidaban lo valioso de un país, hoy es la propiedad intelectual la que debe protegerse con patentes. (más…)


Programa 45 – Las empresas de base tecnológica, cruciales para alcanzar competitividad.

La falta de empresas de base tecnológica es capital a la hora de explicar la falta de competitividad argentina excepto en productos primarios.
Convencido, sin embargo, de que nuestro país está en condiciones de participar en las líneas fuertes del conocimiento contemporáneo, el doctor Conrado Varotto repasa las áreas que deben transformarse en “grandes proyectos nacionales”. Enumera los sectores nuclear y espacial, así como la biotecnología y el software. Esto se explica porque cuando la Argentina decidió encarar con decisión las líneas del saber donde es fuerte, lo hizo de manera “equivalente y competitiva con los monstruos del mundo”. Esto porque la Argentina cuenta con recursos humanos capaces de sumar el conocimiento científico-tecnológico a los otros tres factores de producción tradicionales: la tierra, el capital y el trabajo. (más…)


Programa 44 – Los medios de comunicación, y el debe de un papel activo que cumplir.

Los medios de comunicación audiovisuales están lejos de cumplir un papel activo para que la gente conozca y exija los cambios necesarios.
Políticos, científicos e intelectuales coinciden en que los mensajes soslayan la urgencia de incorporar el conocimiento a la producción, única manera de aumentar la riqueza real del país y mejorar la calidad de vida de la población. Se invita en ellos a consumir noticias más que a entender los hechos históricos, privilegiando un contenido donde “la intensidad polémica” está por encima de la “calidad polémica”. Y resulta aleccionador el concepto del Doctor Sadosky, para quien si no existe conciencia nacional de un problema un pequeño grupo no puede modificar la historia. Con autoridad, sugiere que “es la sociedad entera la que tiene que vivirlo” y un buen instrumento sería la participación de comunicadores comprometidos con esa idea. (más…)