Programa 9 – Las patentes revelan el desarrollo de un país. Qué pasa en la Argentina.

mayo 2nd, 2004

Las patentes revelan el desarrollo alcanzado por un país. En la Argentina su porcentaje está muy lejos de parámetros razonables.
Estamos hablando de la necesidad de alcanzar productos de excelencia: nuevos y buenos. Es el resultado de conocimientos que se nutren, ejecutan y financian en las universidades y fundaciones, junto con el Estado y las empresas. Que esto falte es una de las causas del subdesarrollo. Hoy, no sólo el Conicet asesora sobre el particular. También la Agencia para la promoción científica cuenta con líneas de créditos para subsidiar proyectos de investigación o el patentamiento internacional. Tres ejemplos explican el cambio de tendencia en productos que hasta 2001 el país importaba. Y esto importa porque innovar y patentar es generar riqueza.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.

.LA CIENCIA ARGENTINA EN LA VIDRIERA

Para conocer el grado de desarrollo alcanzado por determinado país existe la cientometría, disciplina encargada de informar sobre las nuevas patentes generadas por una sociedad y sus niveles de calidad…(ráfaga)…

Se sabe que cualquier empresa que logró un producto de excelencia posee algo nuevo y bueno que los demás tendrán que copiar pagándole regalías. Para hablar claro: el dinero fluye hacia donde hay muchas y buenas patentes, algo que no se alcanza si un país no invierte en investigación y desarrollo…En la Argentina el porcentaje está por debajo de la media latinoamericana y muy lejos de naciones líderes como los EEUU y Japón…Y porque nuestro país fue líder en la región duele comprobar la vuelta campana que padecemos desde hace casi 40 años y que explica la decadencia que necesitamos superar…(ráfaga)…

Se sabe que el conocimiento de excelencia -que deriva en innovaciones y tecnologías que agregan valor y competitividad a los productos- se nutre, ejecuta y financia en las universidades y fundaciones junto con el Estado y las empresas… También se sabe que su ausencia o mínima presencia es una de las causas del subdesarrollo”…

Lo cierto es que nuestro país no ha logrado transformar su potencial científico en un factor económico de peso…Históricamente prefirió la adaptación de tecnologías antes que el desarrollo propio de productos…(ráfaga)…

PERO DE NADA vale detenernos en lo que pasó. Importa profundizar en la idea de dar un decidido impulso propio a la investigación y el desarrollo. Un tema que implicará innovaciones y patentes que, como sabemos, son genuinas generadoras de riqueza… Para salir de esta suerte de “terapia intensiva” la Agencia para la Promoción Científica anunció que cuenta con 40 millones de dólares en líneas de créditos para subsidiar proyectos de investigación o patentamiento internacional de inventos argentinos, y para empresas que quieran modernizar su tecnología. Y vale contar que a raíz de proyectos financiados por dicha Agencia, 3 pequeñas empresas o laboratorios ya producen elementos como “carbón activado”, “hemoderivados” y drogas oncológicas que, hasta 2001, el país sólo importaba.



LA CIENCIA ARGENTINA EN LA VIDRIERA

Entry Filed under: Programas

Leave a Comment

Required

Required, hidden

Some HTML allowed:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed